Carla Melo y La Perra. CANNES 2023


La directora Carla Melo presentó su cortometraje “La perra” en la selección oficial de

Cannes 2023, siendo la primera vez que sucede para una mujer y una animación

colombiana.


El festival recibió a la colombiana con los brazos abiertos y un gran aplauso en su entrada

a la sala Debussy de Cannes. El corto fue seleccionado entre más de 4200 obras que

postularon para competir en la sección oficial.

El año pasado Colombia estuvo representada por dos películas, ambas en la Semana de

la Crítica, “Un varón” de Fabián Hernández y “La Jauría” de Andrés Ramírez Pulido. Este

año, la única representante del cine colombiano había comentado al momento de

anunciarse su participación en la edición 76 del festival: “No me lo creo, aún no he visto el

corto con gente…lo sabíamos desde hace mucho, pero no nos daban un email oficial. Es

increíble y mucho tiempo de no poder contarlo”.


La película tiene referencias más que evidentes a su anterior trabajo “por ahora un

cuento”, ya que las aves y la forma de dibujar son recursos recurrentes. Todos los días la

madre, que es una garza, sale a trabajar y recorrer las calles para conseguir dinero. Durante

este tiempo, su pequeña hija se queda en casa con la compañía de una perra.


El blanco y negro de los cuerpos contrasta con lo colorido de las

cabezas de un mundo animal que no parece ser idealizado, la brutalidad de los

encuentros sexuales no se esconde tras un velo. El descubrimiento de lo que es la vida y

la sexualidad en las distintas etapas del polluelo es el viaje que nos cuenta Carla, sin

edulcorantes de bandas sonoras. Aquí la música son los ruidos producidos directamente

por los personajes, ruidos de ruidos, de gritos de dolor, de gritos de placer, todo muy

crudo, muy directo, muy salvaje.


La temática está dentro de un movimiento que ha envuelto al festival de Cannes en gran

parte de sus secciones; la necesidad de poner en valor la sexualidad de las mujeres y la

falta de tacto aparente de la mayoría de los hombres (o machos, en el caso del corto de

Carla). Esa necesidad de seguir unos roles impuestos por una sociedad que parece haber

predefinido un puesto en la vida, dependiendo del sexo con el que se nazca. Un claro

ejemplo que pudimos ver en “Un varón”, o este año en magníficas obras

como “Rosalie”, “Terrestrial Verses” o “Las hijas de Olfa”.


El corto “La perra” es una animación hecha a mano y como la propia directora contó a

este periodista “es una historia sobre lo que significa volverse mujer, es una relación

madre hija, y hay una perra que llega a la casa. También sobre lo que significa volverse

de niña a mujer, de mujer a envejecer”.


La directora, antigua estudiante de la universidad Pontificia Javeriana, comenzó a

concebir la idea del cortometraje gracias a la llegada a casa de su perra, Conga, y el

tiempo que pasó con ella desde los 11 a los 25 años. Esto, unido a la llegada de los

productores Franco Lolli y Capucine Mahé, de Evidencia Films, fueron determinantes en

el éxito de la película: “Cuando yo hice un posgrado en Buenos Aires y me volví justo

cuando empezaba la pandemia, la animación no requiere de un rodaje, un equipo y

salir. Ellos acababan de tener un hijo, yo creo que los conectó con el dibujo, con la

animación,...y quisieron lanzarse y hacer una animación por primera vez”.


Franco Lolli comentó desde Cannes: “A Carla la conocía porque es la novia de un director

al que produzco, Juan Sebastián Quebrada. Estábamos terminando su ópera prima y fue

una idea de mi socia, de Capucine Mahé, de producir el corto de Carla. Capucine vio el

corto de antes, que estuvo en Annecy, y le gustó mucho, le pareció que era una artista

visual talentosísima y nos dimos cuenta que teníamos muchas cosas en común con la

relación a la madre y al padre”.


Franco Lolli ha participado él mismo como director, en dos ocasiones, en la Semana de la

Crítica de Cannes con “Gente de bien” y “Litigante”, por lo que sabe qué se necesita

cumplir para llegar al festival más prestigioso del mundo. En este sentido, en su faceta de

productor, tiene varios criterios que cumplir para animarse a involucrarse en un proyecto

con Evidencia Films “para producir un film necesito sentir una necesidad vital de hacer la

película, que la película no sea un Capricho… (tiene que tener) algo muy profundo y muy

importante para él… (una segunda condición) que tenga talento.. y (una tercera condición

para producir) es que me tiene que caer bien la persona, porque vamos a pasar 1, 2, 3, 4

años juntos”.


Sobre la animación colombiana, Carla Melo pensaba que “hay una movida importante,

muchos son de la universidad Javeriana, donde estudié, porque es una animación de

autor, más experimentar, porque la profesora Cecilia Traslaviña que da una clase de

animación y algo nos contagia con una ganas de hacer con las manos, y sacar lo interno

a través de la animación, hay mucho, pero ya hago parte de esa parte un poco más

experimental”.


Carla Melo comentó que tiene ganas de seguir haciendo animación, sin pensar aún en

largometraje, aunque no cierra esa puerta, “quisiera hacer otro corto que venga de un lugar

más maduro, de la mujer”. Por lo que estaremos atentos a esta joven directora en futuros

festivales de cine.


Comentarios

Entradas populares de este blog

La arriera. FICG 2024

Cine español vs cine francés

Reinaldo Cutipa

Indonesia en CANNES 2024

GOTEMBURGO 2024

Sebastián Peña: El cine paraguayo en México. FICG

La cascada, llega a México el corto que ganó en el festival de cortos más importante del mundo. FICG 2024